Alperovich en Tucumán, el antes y el después

Publicado el: 30 noviembre, 2019

Sergio Silva-Habrá un antes y después en la vida de José Alperovich. ¿Hay un después? La respuesta la sospecha el senador hoy en licencia y su familia. La Tucumán que dejó no es la misma que la que encontró ayer, a su regreso de su estadía en Miami, donde se encontraba en el momento en que el caso de su denuncia estalló mediáticamente.

No era que no lo supiera: el senador y su familia estaban al tanto desde antes de su viaje a los Estados Unidos  que el huracán se avecinaba. Su entorno más cercano conocía que el estallido que iba a provocar la impactante denuncia de su sobrina por abuso sexual sistemático iba a tener un efecto devastador. Que su carrera  iba a tener un punto que parece definitivo, de no retorno. Que no hay presunción de inocencia que valga en la arena pública ante un hecho por el que se le acusa. Al menos, eso es lo que se lee de los actos que sucedieron en los últimos días. La posible salida de Beatriz Rojkés como eventual embajadora se condice con esa lectura. Lo demás, es pura especulación política. Si es Cristina o no quien puede hacer posible esa realidad, se verá más adelante.

Las especulaciones políticas  parecen irrelevantes en comparación con las humanas. Lo resumió el diputado Pablo Yedlin en las últimas horas. «Conozco al padre de la víctima, es médico, es conocido por nosotros. Lo conozco perfectamente al senador. Es una situación que nos ha dejado a todos consternados». Un resumen del escaso margen de maniobra posible ante un acontecimiento como este, en un instante como este y en un contexto como este, en la Argentina actual.

 

Deja un comentario

(0381) 156806263
San Martín 462