Intensa búsqueda de una mujer en Lules: no hay rastros de ella desde Navidad

Publicado el: 8 enero, 2021

Julia Ríos tiene 42 años, y fue vista por última vez el 25 de diciembre del 2020. “Desde primera hora de este jueves, iniciamos un operativo para buscar pistas vinculadas a la desaparición de la mujer en una zona cercana a su domicilio. De forma paralela, interrogamos a las personas de su círculo familiar e íntimo”, informó el Jefe de la Comisaría de Lules, Comisario Principal José Díaz.  

“En busca de elementos que puedan servir a la causa y cualquier indicio de la mujer, estamos registrando el trayecto paralelo a la Ruta 301 conocido como ‘Camino Viejo’, que une las localidades de San Rafael y La Reducción y tiene muchos descampados y zonas boscosas atravesadas por arroyos.
Por las averiguaciones realizadas, se pudo establecer que se trata de un recorrido que ella hacía a diario para realizar sus compras, visitar a familiares y caminar, por lo que esperamos obtener alguna pista de su paradero”, detalló Díaz y agregó que el operativo se realiza con una diagramación por sectores.
OTRA VERSIÓN

Brenda es la segunda hija de Julia Ríos. A las versiones que indicaban haberla visto el 26 a las 9.30 en una panadería, las desmiente y reconoce: “Tenemos otra sospecha”.

“Mi mamá el 24 a la noche pasó la noche con su ex pareja y su bebé de 2 años. El 25 yo cumplí 22 años. El 25, a las 16 horas, fui a la casa de mi mamá. No la noté rara ni nada por el estilo. Estuvimos conversando y tomando mate hasta las 6 de la tarde”, aclaró Brenda.

“Mientras charlábamos y mateábamos, llamó mi padrino: quería que vayamos el 25 para mi abuela. Mi padrino fue a buscar mi mamá de su casa a las 19. Y después la trajo de vuelta. Esto fue el mismo 25 a la noche. De ahí no supe más nada de ella”, dice Brenda.

“El sábado a las 12.30 la llamé para ver si podía ir a comer y no contestaba. Pensaba que no tenía batería en el celular. La volví a llamar el domingo 27. Como vendo ropa, fui a hacer una entrega. Estaban las luces prendidas, pero no había nadie. Hice una miradita y vi que no había nadie”, agrega.

“Es decir que hasta el 25 a la noche se la vio a mi madre. Muchas cosas se dijeron, pero tenemos otra sospecha. Su ex pareja cambia la declaración: primero dijo que había ido a la casa de mi mamá a buscar unos auriculares y después que había ido a buscar al bebé y se lo llevó. Eso me genera sospecha”, indica la joven.

“Con respecto a lo de la panadería, no sabemos si es la mujer que vieron las cámaras en la panadería.  Eso le dijeron a una tía mía. No vimos filmaciones y lo que graba la cámara cambia cada cinco días. Estamos preocupados. Éramos muy amigas con mi mamá. Ella tiene 42 y yo 22″.

«Somos muy de hablar. Si ella salía, me decía: ‘Hija, voy a salir’. Yo sabía si ella se iba a alguna parte. No es cierto que fue a una panadería ni que iba a comprar cosas ricas para visitar a mi abuela. Lo desmentimos. Y lo único que esperamos es que aparezca, sana y salva”.



La denuncia

El lunes pasado, personal de la Comisaría de La Reducción tomó conocimiento a través de las redes sociales de que la familia de Julia Ríos la buscaba y no sabían nada de ella desde el 25 de diciembre. Debido a la gravedad del hecho, un equipo a cargo del Comisario Inspector Luis Rondoletto, Jefe de Zona II de la URO, se dirigió al domicilio de la mujer para tomar intervención.
En su casa ubicada sobre el ‘Camino Viejo’ no se encontraba nadie, pero una vecina les dijo que había visto por última vez a Julia en la mañana del 25 de diciembre y que sabía que su teléfono celular no funcionaba desde ese día. Paralelamente, ese mismo día la hija de la mujer se presentó en la Comisaría de Lules para denunciar que había perdido contacto con su madre el 26 de diciembre, después de visitarla el día anterior por su cumpleaños. Se dio intervención a la Unidad Fiscal de Delitos Complejos.


Deja un comentario

(0381) 156806263
San Martín 462