Una madre volvía del trabajo y fue sorprendida por motochorros: murió de un infarto

Publicado el: 8 enero, 2021

 María Fernanda Álvarez, de 36 años, fue sorprendida por  dos ladrones, que la siguieron y la empujaron para que cayera de su moto. La mujer murió de un infarto antes de llegar al hospital. 

La víctima era madre de dos hijos, un joven de 21 años y una adolescente de 15. En los primeros minutos del miércoles iba por la calle Donato Álvarez. Recorrió los límites de Lanús, Lomas de Zamora y Quilmes hasta llegar a la calle Garibaldi, a unas seis cuadras de su hogar.

En el cruce con Charcas, dos hombres en moto la atacaron. No se sabe si la sorprendieron o si, por miedo, ella no quiso detenerse. Lo cierto es que, según pudo relatar la víctima, la patearon para desestabilizarla hasta que se cayó de la Corven 125 roja.

Otros conductores presenciaron la escena y lograron asistirla. «Me llamó una mujer desde el celular de mi esposa. Me dijeron que había tenido un accidente y fuimos corriendo con mi cuñado. Yo la vi, estuve con ella, me contó que la tiraron de la moto y se la llevaron. Repetía que le dolía la espalda y el cuello, quería agua. Lo que nunca pensé es que se iba a morir», contó  Sergio Parinelli (43), que todavía no puede creer lo que pasó.

Para Sergio, la mujer no se dio cuenta de que la seguían o, por estar cerca de su casa, tuvo miedo de parar: «Siempre nos preocupó la inseguridad, hablábamos de eso todos los días, no se puede vivir con esta inseguridad. Todavía no lo podemos creer, parecía que había sido un susto, que se habían llevado la moto y ya estaba. Nos dijeron que la venían siguiendo, pienso que se debe haber asustado porque siempre decíamos que había que parar y entregar todo porque la moto tiene seguro, se recupera. Suponemos que se asustó y por eso no se detuvo, o que la sorprendieron y no los vio venir».

Fernanda trabajaba cuidando a una nena con discapacidad en Lanús y, para ella, la moto era su medio de transporte habitual.

María Fernánda Álvarez (36) murió tras un intento de asalto en San Francisco Solano (Almirante Brown).

Fanática del cantante Axel, había sido madre adolescente de su primer hijo, producto de una relación anterior. Con su marido tuvieron a Nicole, que cumplió 15 años hace un par de meses. La víctima tenía antecedentes de diabetes, pero no problemas cardíacos que pudieran prever el fatal desenlace.

La ambulancia, según  denunciaron los familiares, demoró alrededor de 30 minutos en llegar al lugar del hecho. Durante ese tiempo, la mujer estuvo «consciente pero desorientada». Se descompensó mientras estaba en el vehículo y, al llegar al hospital Oñativia de Rafael Calzada, falleció de un paro cardiorrespiratorio.

Los investigadores caratularon la causa como «homicidio en ocasión de robo», advirtiendo los golpes que causaron la caída y terminaron con el fallecimiento de la mujer. Ahora resta el resultado preliminar de la autopsia para determinar qué fue lo que le provocó la muerte.

Mientras tanto, personal de la comisaría 10ma. de Almirante Brown busca a dos jóvenes que permanecen prófugos. «Lo que pedimos es que las personas que la ayudaron, los testigos, se acerquen a la comisaría o se contacten con nosotros. En el momento, por los nervios, no tomamos los datos. Nunca pensamos que se podía morir, así que ahora los necesitamos para que los detengan y no vuelvan a lastimar a nadie», pidió Sergio.

Lo que ocurra con la investigación será clave: si los acusan de «homicidio en ocasión de robo», podrían recibir la pena de 12 a 25 años. Pero si no logran determinar que las lesiones de la caída le provocaron la muerte, podrían ser condenados por robo simple, con penas previstas de un mes a seis años.

Mientras esperan poder velar a María Fernanda, en redes sociales, Sergio despidió a su mujer y publicó: «Tengo un dolor y un odio en el corazón que no me va a sacar nadie, cuidá a tus hijos desde el cielo, es lo único que te pido. Tu corazón no aguantó el miedo que tuviste».

Deja un comentario

(0381) 156806263
San Martín 462